ANTES DE DORMIR

Mis ojos despacio se van cerrando con al ayuda de una sombra fría y gris,
comienzo a congelarme y me cubro con un manto de tibieza.
Yo le pido a la sombra que me espere un poco
que me deje ver el cielo
que se ha llenado de luces del pasado
vistas en un presente incierto y triste,
que me deje contemplar la lluvia que inicia al verme lento y cansado,
al verme acostado entre estas uniones de algodón y letras.
La sombra me espera y me da dos suspiros más
y con ellos únicamente exclamo su nombre con pasión,
con una energía inmensa,
con una efusión magnifica y envidiable,
no piensen que la invoco,
sólo deseo dejar impregnado su nombre
en mis labios antes de dormir.

El alba en mi balcón ahora me despierta
y me agrada sentir un nombre en mí al despertar.

3 comentarios:

Valiente Fragancia dijo...

sólo deseo dejar impregnado su nombre
en mis labios antes de dormir.

El alba en mi balcón ahora me despierta
y me agrada sentir un nombre en mí al despertar.


Què calidad!

transeunte dijo...

umm, recogiendo las huellas, que se dejo en algun momento ... hizo ud un post , dentro de mi post, (el comentario que me dejo ,), rico leer sus palabras, por ahora, sigo transitando y creame que seria delicioso dejar impregnado mi nombre en sus labios...


saludos.

Insomne dijo...

Describiste a la perfección el estado de duermevela. El insomnio hace que este estado se perpetúe, así que el nombre elegido resuena en la cabeza durante una eternidad. Suerte que haya un nombre que hace que ese estado sea una dulce somnolencia.

Un placer leerte. Saludos.